Fundación Futurart

Mª ÁNGELES MARTÍNEZ HURTADO. Presidenta Cámara de Comercio de Toledo

TIENE LA PALABRA

Mª ÁNGELES MARTÍNEZ HURTADO. Presidenta Cámara de Comercio de Toledo

María de los Ángeles Martínez Hurtado es la Presidenta de la Cámara de Comercio Toledana y lleva representando a esta institución desde el año 2012. Pese a todo, Martínez Hurtado, se ha convertido en la única mujer que ocupa el cargo de presidenta en el conjunto de Cámaras de Comercio de Castilla la Mancha. Un paso adelante que le ha permitido aportar sus conocimientos y habilidades en la defensa de los intereses económicos y empresariales de los Toledanos. Trabajadora incansable, ha seguido al mismo tiempo batallando por su propia empresa Peugeot Bonilla Motor y ha hecho frente a multitud de dificultades. Hoy por hoy es una de las mujeres ejemplares del tejido empresarial toledano.

Lleva cerca de 9 años como Presidenta de la Camara de Comercio de Toledo.
¿Cómo ha visto evolucionar el tejido empresarial en nuestra provincia a lo largo de este tiempo?

Como sabes, la pasada década comenzó en medio de una profunda depresión económica de alcance global de la que tardamos varios años en recuperar los niveles previos a la crisis y que afectó especialmente a la construcción, los servicios financieros y a la industria. Tras esta crisis, se produjo un punto de inflexión en nuestra economía con una actividad que ha evolucionado de menos a más, reduciendo el diferencial de crecimiento con España. Esta evolución positiva se produjo además en un contexto en el que el sector exterior continuaba evolucionando positivamente. La pandemia ha impactado en un momento coyuntural especialmente delicado para nuestra economía, caracterizado por la desaceleración de la actividad estimada para el conjunto del ejercicio. En esta situación, el sector de los servicios fue el más perjudicado, con el comercio y el turismo a la cabeza.
Cuéntenos, ¿quién es María de los Ángeles Martínez Hurtado, y a qué dedica el tiempo libre si la queda?
Soy una persona muy normal, creo que muy trabajadora y luchadora, eso no lo puedo negar, me gusta mucho todo, lo que hago, y el tiempo libre que tengo, que no es mucho, intento disfrutar de mi familia, y amigos, en especial de mis nietos, que son los que dan muchas alegrías, y me ayudan a seguir adelante después de los palos que la vida nos da.Salir a pasear al campo, disfrutar de la naturaleza, y en verano cuando el tiempo me lo permite disfrutar del mar, de pasear por la playa, o sentarme con un buen libro debajo de la sombrilla.
En este momento ¿cómo ve la situación de las empresas toledanas desde la visión de máxima responsable de la Cámara de Comercio de Toledo?
Todo apunta, según estudios especializados, a que hay sectores que están experimentando una recuperación de la crisis, si bien ésta ha supuesto un verdadero desastre, completamente inesperado y de imprevisibles consecuencias, para la hostelería y los subsectores más estrechamente dependientes de ella. La situación de la industria parece, de momento, ambivalente: se observan saldos netos negativos en la creación de sociedades, pero una recuperación importante en la cifra de negocios. En el caso del comercio, su cifra de negocio sigue cayendo después de la crisis, pero se aprecia una recuperación en cuanto a las altas netas de sociedades en este sector. En este caso, con toda probabilidad se están produciendo comportamientos asimétricos dentro del sector: una cierta normalidad para el comercio de alimentos y bienes de primera necesidad, junto a una situación comprometida del resto de comercio minorista.
Dada la situación, ¿qué sectores son los emergentes en estos momentos?
Castilla-La Mancha debe seguir apostando y creciendo en sectores donde tiene ventajas competitivas claras, como la industria agroalimentaria o el sector turístico, que constituye un activo económico con grandes potenciales de crecimiento y, al mismo tiempo, consolidar su posicionamiento en sectores emergentes como la economía digital y la economía verde circular.
Las consecuencias económicas de la pandemia se agravan con el paso del tiempo. ¿Cómo apoyan desde la Cámara a las pequeñas empresas en este escenario?
El sistema cameral está más que nunca al lado del tejido productivo para hacer frente a la grave situación creada por la pandemia del coronavirus. Los esfuerzos se están centrando en el refuerzo de los canales de información a las pymes, el mantenimiento de los servicios necesarios para que las empresas puedan mantener su actividad exportadora y la oferta on line de sus cursos de formación. Por otra parte, desde las Cámaras de Comercio, en coordinación con la Cámara de España, se está trabajando en la identificación de las medidas necesarias para la reconstrucción económica y social de España y en la puesta en valor de las acciones que están llevando a cabo en beneficio del conjunto de la sociedad. En ese sentido, se han intensificado los esfuerzos para que las actividades que están desarrollando en el marco de los programas cofinanciados con FEDER y FSE, puedan enfocarse más a las necesidades a corto plazo derivadas de la crisis.
Entre la población existe un relativo desconocimiento de la labor que realizan las cámaras. ¿En qué consiste su labor, colaboran con el resto de instituciones, y agentes sociales, se tiene en cuenta su criterio?
Permíteme que disienta en este aspecto. Desde la Cámara en los últimos años se ha realizado un extraordinario esfuerzo para llegar más y mejor a las empresas y a la sociedad en general. Cierto es que esta difusión se ha visto impulsada por la tecnología y las ventajas que ofrece internet y las redes sociales, pero, en gran medida responde al despliegue de nuevos servicios y programas dirigidos a mejorar la competitividad de las empresas y la empleabilidad y la inserción laboral de determinados colectivos. Desde que asumí la presidencia, la Cámara ha apostado por un modelo abierto a la colaboración institucional, de manera especial con FEDETO, partiendo de la premisa de que la mejor forma de atender adecuadamente a las necesidades y demandas de nuestras empresas es aunando esfuerzos y cooperando para que nuestros servicios se presten de la forma más eficaz posible. Por otra parte, en cuanto a si se tiene en cuenta su criterio, las Cámaras se configuran como órganos consultivos y de colaboración de las Administraciones Públicas, por lo que participan, fundamentalmente a través del Consejo de Cámaras de Castilla-La Mancha, en los procesos de elaboración de normas y otras disposiciones que puedan tener impacto en la economía y actividad empresarial de la región.
Nos enfrentamos a una nueva crisis económica derivada de la emergencia del COVID-19. ¿Qué fortalezas y debilidades detectan en nuestra economía a la hora de abordar la presente situación?
En 2008 asistíamos a una crisis eminentemente financiera, ahora nos adentramos en una crisis económica derivada de una sanitaria que, según los datos, parece que estamos iniciando el camino de retorno a la normalidad. Todas las organizaciones, especialmente las más desfavorecidas en esta situación, deben buscar la manera de potenciar su flexibilidad de respuesta ante los cambios. La agilidad y la capacidad de adaptarse son las fortalezas a desarrollar. Además de las carencias en cuanto a digitalización, la crisis ha puesto en evidencia otras debilidades de las organizaciones. En general, la crisis ha demostrado que no estábamos preparados para una contingencia de esta dimensión, y los planes de gestión de riesgo tradicionales se han demostrado ineficaces ante estas situaciones. Parece, por tanto, conveniente, analizar el impacto y buscar la forma de posicionarse mejor para situaciones análogas que puedan darse en el futuro.
Desde su perspectiva empresarial, ¿cuáles son las necesidades / demandas de las empresas en estos momentos?
En la situación actual, las principales demandas de las empresas son aquellas dirigidas a la recuperación y mantenimiento de sus negocios: subsidios para sectores concretos, medidas de desgravación fiscal, financiación para el crecimiento y la mejora de su posición competitiva, apoyo a la modernización de estrategias de comunicación y venta y a la mejora de su capacidad innovadora, apoyo a la transformación digital de sus procesos y ayuda para la internacionalización que fortalezca la competitividad en el exterior a través de la promoción, la innovación y la transformación digital.
La administración pública, tanto la nacional como la autonómica, ¿supone un aliciente o un lastre?
En ningún caso lo calificaría como lastre, otra cosa es que las medidas que se están adoptando sean suficientes o las más acertadas. Recuperar la economía y el empleo perdido por la pandemia resulta una tarea compleja que implica a diferentes agentes y medidas a nivel político y social. Las distintas administraciones, a día de hoy, deben priorizar y orientar todos sus esfuerzos y recursos a proteger el empleo, ayudar a los más vulnerables y mantener e impulsar el tejido productivo.
Actualmente, ¿cree que para crecer y ser lo suficientemente competitivas, las empresas deben subirse necesariamente al carro de la transformación digital?
Sí, sin duda. La crisis sanitaria ha puesto de relieve que las organizaciones mejor capacitadas para la continuidad de su negocio son aquellas que apuestan por la tecnología y la digitalización. En este contexto, las Cámaras de Comercio, en colaboración con la entidad pública Red.es, han puesto en marcha el Programa Oficinas Acelera Pyme, con el objetivo de impulsar la transformación digital de las pequeñas y medianas empresas, autónomos y emprendedores, mediante la adopción de una cultura, uso y aprovechamiento permanente de las TIC en sus estrategias empresariales, aprovechando el potencial de la red de Cámaras de Comercio desplegadas por toda España para activar y dinamizar el tejido empresarial, y se convierte en una medida clave en la lucha contra el impacto económico de la COVID-19.
Poco a poco las mujeres se abren camino en el mundo empresarial. ¿Cuentan desde la cámara de comercio con algún programa de apoyo para ellas?
Sí, existe un programa específicamente dirigido a ellas: el PROGRAMA DE APOYO EMPRESARIAL A LAS MUJERES (PAEM), cuyo objetivo básico es sensibilizar a las mujeres y a su entorno hacia el autoempleo y la actividad empresarial y actuar como instrumento eficaz para la creación y consolidación de empresas lideradas por mujeres. El programa, financiado por el FSE (80%), el Instituto de la Mujer y para la Igualdad de Oportunidades, la Cámara de Comercio de España y la Cámara de Toledo, consiste en facilitar información empresarial y desarrollar actividades de asesoramiento general, apoyo en la elaboración de Planes de Empresa, tramitación de solicitudes de acceso a líneas de financiación, etc.
¿Recuerda cuantas emprendedoras han recibido asesoramiento desde la cámara de comercio de Toledo?
En el marco de este programa se está atendiendo, anualmente, a unas 300 usuarias, con un número de empresas creadas próximo a las 60.
¿Cómo definiría el perfil de la mujer emprendedora Toledana?
En los últimos años se ha venido desarrollando un perfil de mujer emprendedora muy característico: nos referimos a una mujer joven de entre 25 y 34 años de edad y con visión para detectar la oportunidad de negocio. Nos estamos a refiriendo a una mujer autónoma y muy independiente, no sólo en el ámbito laboral, sino también en el ámbito personal. Hablamos de una persona creativa, con confianza en sí misma, optimista y con un fuerte sentido de logro y con mayor capacidad de relaciones personales y habilidades de negociación.
¿Cómo compagina su trabajo con la responsabilidad de la Cámara de Comercio de Toledo?
Con la Cámara, como con otras responsabilidades, que tengo, de diversas Asociaciones, a las que represento, en las épocas que tenemos mucha actividad, la verdad que hago un esfuerzo personal, importante, madrugando mucho, para poder dejar parte de mi trabajo hecho, y delegando algunas cosas, en mi empresa, para que todo salga adelante.
Pero diré, que mientras esté, y el esfuerzo sirva para, poder aportar o mejorar algo en favor de los demás, me siente satisfecha, creo que sin esfuerzo no se consigue nada.
Cree que las situaciones extremas o de máxima necesidad también son momentos de oportunidad para cambiar?
Así es. Una de las grandes verdades de las crisis es que con cada una vienen también grandes aprendizajes. La situación derivada de la actual crisis obligará a cambiar muchos de los planteamientos tradicionales y estrategias de las organizaciones. En este sentido, las empresas de verán obligadas a explorar nuevos mercados, crear nuevos modelos de negocio, digitalizar sus procesos, implementar nuevas estrategias de venta…
Para terminar…. la Cámara de Comercio de Toledo ha contribuido a……?
El objetivo de la Cámara, en el actual contexto económico, es el de contribuir a la regeneración del tejido económico y la creación de empleo a través de sus programas y servicios. Como dice la ley que las regula, el papel de las Cámaras es necesario para la modernización y la competitividad de las empresas en campos como la implantación de nuevas tecnologías, la formación permanente en las empresas, la promoción, el apoyo logístico, el fomento y la proyección exterior y la creación de nuevas empresas, entre otros aspectos que influyen en la actividad empresarial.
INMA GONZÁLEZ

Comparte el artículo
Facebook
Twitter
LinkedIn
WhatsApp
Telegram
Email
Fundación Futurart

Directorio de Empresas